Dietas de adelgazamiento para mujeres

La dieta de los puntos

Si hay una dieta que en los últimos años ha llamado especialmente la atención de los nutricionistas ésa es la llamada dieta de los puntos.

Si por algo se ha hecho especialmente popular la dieta de los puntos es porque, en principio, quien debe seguir la dieta no ha de tener problema a la hora de ingerir cualquier tipo de alimento. Eso sí: siempre dentro de un orden. El orden vendrá determinado por una tabla numérica que asocia a cada alimento una cantidad de puntos que guardan relación directa con la cantidad de calorías aportadas por dicho alimento.

En la dieta total del día, una persona de peso y estatura media que quiera seguir la dieta de los puntos para adelgazar debe ingerir entre 17 y 19 puntos. Esto, traducido a calorías, supone ingerir unas 1400 calorías al día. Los puntos a ingerir por cada persona vendrán determinados por la altura y el peso de la persona. Así, una mujer de entre 61 y 70 kilos debería ingerir una dieta de 18 puntos; una de entre 71 y 80 kilos, 20 puntos; y una de entre 81 y 90 kilos debería consumir en su dieta de los puntos 22 puntos diarios.

¿Cuánto nos permite adelgazar el seguimiento de la dieta de los puntos? Los nutricionistas dicen que, siguiendo esta dieta, la persona puede perder medio kilo por semana. Habitualmente, lo más normal es seguir la dieta de los puntos durante 4 o 5 semanas. Eso sí: antes de iniciar la dieta de los puntos (como antes de iniciar cualquier tipo de dieta adelgazante), se recomienda un análisis que descarte la carencia de cualquier tipo de nutrientes.

Los nutricionistas acostumbran a remarcar que la dieta de los puntos es una dieta que está especialmente indicada para todas aquellas mujeres que llevan una vida muy activa y estresante. Las mujeres que están embarazadas, sin embargo, no podrían seguir la dieta de los puntos.

Entre las ventajas que la dieta de los puntos, los nutricionistas resaltan las siguientes:

  • El sistema de puntos es muy comprensible para cualquier persona. La mujer que desee seguir la dieta de los puntos sólo deberá conocer éstos. No será necesario que conozca la equivalencia calórica de los alimentos ni que controle de manera exhaustiva los envases de los mismos para conocer cuántas calorías aportan. Un simple listado con los puntos reservados a cada alimento bastará para poder “diseñar” el propio menú.
  • El hecho de permitir el ingerir todo tipo de alimento ayuda a que la persona que debe seguir la dieta no sienta ansiedad por no poder comer un alimento en concreto. Ningún alimento, siempre que se consuma bajo el límite diario permitido, está prohibido en la dieta de los puntos.

Al no prohibir tipo alguno de elemento, lo que la mujer que desee seguir al dieta de los puntos sí deberá tener en cuenta son los puntos de cada tipo de alimento para, a partir de ahí, elaborar su propio menú.

¿Cómo calcular los puntos a ingerir?

Para saber el límite diario de puntos en la dieta de una mujer hay que tener en cuenta los siguientes datos:

  • Sólo por ser mujer ya debes sumar 7 puntos (el hombre, por el mero hecho de serlo, debe sumar 15 puntos).
  • Si tienes entre 18 y 20 años, suma 5 puntos.
  • Si tienes entre 21 y 35 años, suma 4 puntos.
  • Si tienes entre 36 y 50 años, suma 3 puntos.
  • Si tienes entre 51 y 65 años, suma 2 puntos.
  • Si tienes más de 65 años, suma 1 punto.
  • Pésate y suma los puntos que marque la decena de tu peso. Es decir: si pesas 54 kilos, suma 5 puntos; si pesas 62, suma 6.
  • Mídete. Si mides más de 160 cm., suma 2 puntos. Si mides menos, suma solamente 1 punto.
  • Valora tu actividad física diaria. Una mujer con una vida absolutamente sedentaria no sumará ningún punto; si está de pie durante el trabajo, sumará 2 puntos; si anda con frecuencia sumará 4 puntos y si acude de manera regular al gimnasio para realizar ejercicio físico sumará 6.

A la suma resultante deberás añadirle algunos puntos más según cuál sea tu objetivo. Si quieres perder peso, no sumes punto alguno. Si deseas mantenerlo, al resultado obtenido súmale cuatro puntos.

Los puntos de cada alimento

Veamos ahora un listado de una serie de alimentos agrupados por los puntos que cada uno de ellos tienen. Para elaborar los menús de nuestra dieta de puntos, y una vez conocidos los puntos que deben sumar los alimentos totales consumidos al día, deberemos conocer la siguiente tabla.

  • Alimentos que suman 0 puntos: verduras, espárragos, fresa, naranja o manzana.
  • Alimentos que suman 1 punto: racimo de uvas, cerezas, dátiles, tres lonchas de jamón cocido, una galleta, mantequilla, puñado de guisantes, mayonesa ligera o una taza de chocolate con leche.
  • Alimentos que suman 1,5 puntos: un vaso de yogur desnatado, una lata de mejillones, una dorada, una cigala, empanadillas de bonito o una ración de queso de Burgos.
  • Alimentos que suman 2 puntos: un plato de pasta, un huevo, un puñado de almendras, un vaso de leche semidesnatada, un paté de ave, una copa de vino, una buena ración de patatas, un plato de merluza, calamares, salmón ahumado, bacalao fresco, un flan de vainilla, un plátano o cuatro croquetas de pollo.
  • Alimentos que suman 2,5 puntos: un plato de lentejas o una lata de atún.
  • Alimentos que suman 3 puntos: tres lonchas de jamón o un bocadillo de pavo.
  • Alimentos que suman 3,5 puntos: una ración de chorizo ibérico.
  • Alimentos que suman más de cuatro puntos: vaso de helado (4 puntos), arroz tres delicias congelado (4), ración de pizza (4,5), tortilla de patatas (5,5 puntos), plato de puré de patatas o caña de cerveza (6 puntos), ración de ensaladilla rusa (7 puntos) y un entrecot de ternera (8 puntos).

En base a este listado de alimentos debes elaborar tu menú. Para redondearlo y, al mismo tiempo, cuidar de tu hidratación, debes beber un mínimo de 2 litros de agua al día.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *